Parlamento Europeo pide sancionar “sin demora” a Daniel Ortega

Los eurodiputados coincidieron que las medidas represivas post electorales de Ortega demuestran su “falta de voluntad para cambiar su comportamiento autocrático”, por lo cual instan a sancionarlo de manera directa. “Ortega y Murillo no son ya los gobernantes legítimos del país”, insisten. Los legisladores también votaron por aumentar la presión económica sobre el régimen de Nicaragua.


El Parlamento Europeo aprobó este jueves una resolución para sancionar de forma directa al cuestionado presidente Daniel Ortega. La enmienda admitida con 619 votos a favor demanda al Consejo de la Unión Europea incluir “sin demora” al dictador nicaragüense a la lista de personas de su régimen ya sancionadas. 

“Las últimas elecciones han sido una farsa. Por eso los actuales mandatarios no son ya los gobernantes legítimos del país, son usurpadores que merecen ser tratados como tales: sancionados”, dijo la eurodiputada Izaskun Bilbao Barandica, quien también apuntó que “presentarse como candidato a las elecciones lleva aparejada pena de cárcel”. 

La legisladora María Manuel Leitao-Marques enfatizó que las medidas post electorales de Ortega demuestran su “falta de voluntad para cambiar su comportamiento autocrático…Algunos podrían pensar que después de las elecciones teatrales de Nicaragua, esta deriva represiva de Ortega se calmaría pero no ha sido el caso”, apuntó. 

El Alto Representante de Asuntos Exteriores de la Unión Europea, Josep Borrell, indicó que “Ortega no es una dictadura de izquierda, es simplemente una dictadura. No tiene ninguna clase de ideología, lo único que le mueve es mantenerse en el poder”. El presidente de la comisión de Asuntos Exteriores, David McAllister, instó al presidente del Parlamento Europeo usar “todos los instrumentos en nuestras manos para tomar medidas adicionales contra el régimen de Ortega”, pues las elecciones del pasado siete de noviembre “ha sido el clímax más triste del deterioro de Nicaragua en manos de este régimen autocrático”. 

Presión económica

El alto representante de la Unión Europea (UE) para la Política Exterior, Josep Borrell. EFE/Paolo Aguilar

El grupo de diputados europeos también votó por aumentar la presión económica sobre el régimen de Nicaragua. La resolución aprobada este jueves pidió a la Unión Europea y sus Estados miembros “vigilar que los fondos europeos asignados, incluso a través de instituciones multilaterales y financieras no contribuyan a reforzar la corrupción del régimen”. 

Pese a que los eurodiputados instan a activar la cláusula política del Acuerdo de Asociación entre la Unión Europea y Centroamérica, que actualmente permite un trato especial en las exportaciones, el Alto Representante de Asuntos Exteriores de la Unión Europea Josep Borrell, lamentó que este acuerdo todavía no esté ratificado. “Si ese acuerdo estuviera ratificado entonces sí podríamos utilizar las cláusulas políticas del mismo en materia de derechos humanos”, dijo. Advirtió que suspender relaciones comerciales solo afectaría a nicaragüenses de la industria cafetalera y platanera. “No creo que el régimen de Nicaragua se inmutara por 300 millones de exportación, pero muchos nicaragüenses que trabajan en esos sectores sí se verían negativamente afectados”, indicó

Liberación de presos antes de diálogo

Vista de varias fotografías de los políticos presos por el gobierno del presidente Daniel Ortega. Jeffrey Arguedas

En la sesión, los eurodiputados señalaron que uno de los caminos para solucionar la “profunda crisis sociopolítica” en Nicaragua es mediante un “diálogo nacional integrador que solo será posible cuando cese la represión y se libere a quienes siguen presos por defender una democracia digna”. “La Unión Europea ha pedido unas elecciones libres, que respeten los derechos humanos y la liberación inmediata de los prisioneros políticos”, pronunció el presidente de la comisión de Asuntos Exteriores. 

El Parlamento Europeo también condenó los continuos “abusos psicológicos y físicos” ejecutados por las autoridades locales, y exige “justicia y rendición de cuentas” para todas las víctimas afectadas por las violaciones de derechos humanos del régimen Ortega-Murillo y su maquinaria estatal. 

La eurodiputada Izaskun Bilbao Barandica instó a que los Ortega-Murillo sean “desposeídos del rendimiento económico, de sus prácticas corruptas e investigados por sus políticas represivas en el marco del Consejo de los Derechos Humanos de las Naciones Unidas”.

Escuche: